BENVINGUTS, BIENVENIDOS, WELCOME a, to: TOT Bonsai "Mi Maestro dijo: el arte del Bonsái conecta al que lo aprecia, con una escalera al cielo en busca de sabiduría esencial"...

martes, 20 de septiembre de 2016

Juniperus thurifera

Juniperus thurifera, la sabina albar, enebro, trabina, tarabina o trabino es una especie del género juniperus oriunda de los Alpes franceses, la Península Ibérica y el norte de África. En España tiene sus núcleos principales en las montañas interiores del centro, norte y este, principalmente en las provincias de Guadalajara, Soria, Burgos, Cuenca, Teruel, Segovia y Valencia.
Árbol siempreverde, de tamaño mediano, generalmente de 4 a 8 m de altura y de un metro más o menos de diámetro de tronco, corto y grueso algo retorcido y tortuoso en los ejemplares viejos, con corteza parduzca o cenicienta, fibrosa y agrietada longitudinalmente, desprendiéndose a tiras. La copa es muy densa, de color verde oscuro con forma cónica u ovalada y en ejemplares desmochados aplanada e irregular. Las ramas son gruesas y las hojas son escuamiformes, adheridas al tallito, son de forma romboidal y ásperas al tacto.
Produce pies masculinos y femeninos, los estróbilos son redondeados de color azulado a negruzco o rojizo según su estado de maduración. Los pies masculinos producen en sus pequeñas, parduzcas y abundantísimas inflorescencias, grandes cantidades de polen, lo que se llama popularmente "cierna" que llega a parecer humo en días ventosos.
Florece a partir de febrero y los frutos maduran al segundo año, pero también existen épocas en la que no se forma la semilla. Las flores de los machos únicamente producen polen, que es dispersado por el viento, mientras que las flores de los árboles hembra son fertilizadas por el polen masculino y forma unos "frutos" llamados gayubas. Dichos estróbilos no alcanzan el grado de madurez hasta el segundo otoño tras la polinización (20 meses), cuando toman un color oscuro característico. En este momento es cuando distintas especies de tordos (Turdus sp.) los comen y dispersan sus semillas. Es el momento más adecuado para la recolección manual de frutos con fines viverísticos.
 
Este es un ejemplar de un vivero de un amigo que se trabajo en su totalidad la primavera pasada y que necesitará de un nuevo asentamiento y plantado, pero para ello esperaremos a la próxima primavera. Ahora y después de haber respondido bien al trabajo y con el nuevo pinzado estructural que le realizamos ayer en clase, le dejaremos descansar hasta la nueva brotación...
 
 
 
 
 
 

No hay comentarios: